Puente a ningún sitio | Carlos Laredo

reseña-puente-a-ningún-sitio-2022

“Puente a ningún sitio”, de Carlos Laredo es la novena entrega protagonizada por “el cabo Holmes”.

Desde su aparición en 2012 con la primera de ellas “El rompecabezas del cabo Holmes”, todas ellas ubicadas en Corcubión, municipio de Costa da Morte”, la serie ha calado fuerte debido principalmente a sus personajes que desde un principio empatizaron con el lector. Tres puntales, José Souto, conocido por Holmes, Julio César Santos y Marimar Pérez, que pronto captaron nuestra atención. Esto y el hecho de que las novelas están bien escritas y bien desarrolladas anima e impulsa a seguir leyendo.

Reposada, tranquila, bien estructurada y con una escritura fresca y suave “Puente a ningún sitio” gusta de leer.

¿De qué trata Puente a ningún sitio?

José Souto anda preocupado por un crimen sucedido hace un año, que sigue sin resolverse y del que no se tiene la mínima pista. Parece irresoluble y tiene la percepción de que poco a poco se irá olvidando y el caso será cerrado. Holmes decide repasarlo una vez más.

Una familia, el padre en silla de ruedas, su mujer y su hijo murieron degollados. Ni pistas ni sospechosos. Comentado el tema con su amigo Santos, ese pijo madrileño como dice Marimar, éste se presenta en el pueblo con la intención y el buen ánimo de ayudarle. J. C. Santos, detective por entretenimiento, ya que su situación económica es más que desahogada, aporta una idea nueva y como no hay otra, se centran en ella.

Pronto se dan cuenta de que una serie de preguntas ha molestado a alguien. Ese alguien comete un pequeño error y les ofrece un hilo del que tirar y al cual se aferran. Pero la cosa no es sencilla cuando el poder de quien se considera por encima de la ley y con métodos y sistemas de los que ellos carecen, tiene mucho que ver y todavía que decir. Así, el caso, en el que se involucra al máximo todo el equipo de Souto, torna peligroso, cuando un descubrimiento sorprendente e inesperado que les deja completamente desconcertados da un vuelco a la situación.

“Puente a ningún sitio” es un buen “noir”. En la misma línea que las anteriores no sólo no desmerece para nada de ellas sino que ayuda a que el global de la serie crezca, mejore y se haga más grande. No aporta nada nuevo pero si es un buen entretenimiento y una mejor distracción. Por supuesto que quien haya leído las anteriores o al menos alguna de ellas, la obra le encantará.

La novela se lee con agrado. La escritura, sencilla y clara desde el comienzo unida a un desarrollo muy bien llevado consigue mantenernos expectantes hasta un final quizás un poco frío, pero, por otra parte, perfectamente factible; que no nos acabe de satisfacer, es problema nuestro.

Laredo, escritor polifacético, que escribe tanto en gallego como en castellano, ha escrito antes de dedicarse a la novela policíaca entre otras cosas algo tan diverso como, una biografía de Joaquín Rodrigo rigorosamente documentada, “Galego ben falado: Gramática básica e moito máis” o la obra de teatro, por cierto representada en Madrid el 29 del pasado abril , “El bosque del cura”.

A sus 83 años este escritor coruñés, licenciado en Derecho por la Universidad de Santiago de Compostela, escribe con un aire alegre y juvenil y nos deja una serie, que de continuar, va a seguir dando que hablar. Recuerda mucho a Camilleri, espero no ofenderle, novelas que pareciendo intrascendentes llegan muy bien al lector, que a su término se pregunta ¿para cuándo la siguiente?


PUENTE A NINGÚN SITIO.
Autor: Carlos Laredo Verdejo.
Fecha publicación: 6 agosto 2022.
Editorial: Kokapeli.
Páginas: 332.
Género: Novela Negra


Por Mr. Tom

Puente a ningún sitio | Carlos Laredo
7.9
Valoración Final

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *